Cual es nuestro llamado como iglesia

20:25:00 0 Comentarios A+ a-

Cual es nuestro llamado como iglesia

¡Hola! Es primordial conocer cual es el llamado o cumpliento que Jesús nos ha dejado. Como cristianos no podemos ser como hormigas sin antenas que desconocen su rumbo. Cuando no conocemos cual es nuestro objetivo nos hacemos semejantes a estas hormigas y es perjudicial.

Nuestro Padre celestial desde un principio nos enseña a que comos su creación tengamos como derecho escoger un solo camino y no andar en dos a la vez porque seremos vomitados de su boca. (Apocalipsis 3:16)

Una vez que nosotros como su creación nos determinamos a recibir y creer en su hijo Jesús, el padre nos da como derecho ser llamado hijo de Dios. Ya después de esto es necesario que conozcamos cual es nuestro responsabilidad como su hijo. Todos los discípulos de Jesús estamos llamado a predicar el evangelio por todo el mundo y a toda criatura esto implica una carga que todos debemos sentir para que el perdido pueda llegar a los pies de Jesucristo.

Como discipulos no podemos limitarnos a la hora de predicar el evangelio, bien puedes predicar en tu trabajo, universidad e incluso en tu hogar. Ni mucho menos avergonzarnos por tal acto porque la biblia es clara al decir que el evangelio es poder de Dios.
Porque no me avergüenzo del evangelio, pues es el poder de Dios para la salvación de todo el que cree; del judío primeramente y también del griego. (Romanos 1:16)
Sí aun no perteneces a ninguna congregación primeramente pídale dirección a Dios por una congregación que le den el verdadero valor al llamado que Jesús nos ha dejado como su iglesia.

Es tan grande el valor que Jesús le ha dado a este llamado que una vez que sea predicado el evangelio por todo el mundo vendrá el fin. Esto significa que esta en nuestras manos trabajar por anunciar las buenas nuevas a cada alma perdida y acercar la segunda venida de nuestro Señor. (Mateo 24:14)

Necesitamos que tengamos ese espíritu de Jesús que dio su vida entera para salvar al que estaba perdido. No es solo soltar palabras, es vivir lo que predicamos al que esta allá afuera y de esa forma podremos impactar su vida con nuestro testimonio. Debemos despertar ese profundo deseo que tuvo Jesús por el cautivo.

Porque si predico el evangelio, no tengo nada de qué gloriarme, pues estoy bajo el deber de hacerlo; pues ¡ay de mí si no predico el evangelio! (1 Corintios 9:16) Me gusta como el Apostol Pablo se expresa, el se constriñe por predicar el evangelio y ademas deja claro que de nada tenemos que gloriarnos si predicamos el evangelio.  

x
Subscribe
emailSuscribete para recibir los articulos a tu correo...